Swift

Novela de Clan: Tzimisce - Eric Griffin


Título original: Tzimisce
Autor: Eric Griffin
Saga: Vampiro La Mascarada. Novela de Clan II
Año: 1999
Páginas: 273

Advertencia: como cualquier review de una saga, esta puede contener spoilers de los libros anteriores.



Sinopsis
Durante cientos de años, los vampiros de la Camarilla han defendido la Mascarada, una compleja danza de engaño, mentiras y manipulación que esconde sus depredaciones nocturnas de los ojos mortales. Ahora, el Sabbat está a punto de irrumpir en la fiesta.
La serie de las Novelas de Clan da un siniestro giro cuando los temibles Tzimisce emergen de sus macabros laboratorios y mazmorras para tomarse un interés decididamente insano en los acontecimientos.
En medio de la pesadilla, la carismática Sascha Vikos, un monstruo del Viejo Mundo con planes para el Nuevo, usa el azote y el guante de terciopelo para alzar a las dividas fuerzas del Sabbat. Un gran ajuste de cuentas aguarda a la complaciente Camarilla... si Vykos logra mantener la volátil alianza e impedir que la serpiente del Sabbat devore su propia cola.


Introducción al Sabbat
Sin meterme en tanto detalle ni subtrama, voy a tratar de explicar que es el Sabbat para el (viejo) Mundo de Tinieblas. Pongámoslo así, si el ganado asusta a sus hijos con historias de vampiros, los vampiros de la Camarilla asustan a sus chiquillos con historias del Sabbat. Este grupo, formado casi enteramente por los clanes Lasombra y Tzimisce, cree que hay que dejar completamente atrás todo lo humano que alguna vez fueron. Abrazan la oscuridad y la monstruosidad de su nuevo estado. No le importa la Mascarada ni las tramas de los Antediluvianos. Caos y destrucción son sus heraldos. Su única debilidad es que tanto descontrol, violencia y sed de sangre no solo se vuelca hacia sus enemigos sino también entre ellos. La organización y el sistema es casi imposible.

Símbolo del Clan  Tzimisce
Tzimisce: la plastilina del diablo
¿Cómo describir a los Tzimisce? Una mezcla de Conde Drácula y científico loco seria lo más acertado. En cuanto a lo físico... no hay dos iguales. Los Tzimisce tienen la habilidad de cambiar su aspecto y estructura siguiendo los deseos de su perversa mente. También pueden hacerlo con terceros, sin anestesia.
Debo reconocer que mi visión de los Tzimisce no coincidía del todo con la imagen que pinta este libro. Aquí parecen demasiado dementes, una especie de Malkavian con Vicisitud (el poder de moldear los cuerpos). El mejor ejemplo de esto es el Sastrecillo de Praga, un ser diminuto, demente, obsesionado con sus Ghouls, tremendas máquinas de guerra.
Por suerte (para mí) la protagonista de esta novela, Vykos, es mucho más pensante y calculadora. Más sutil y política. Se dice de ella que es de los pocos Tzimisce que juegan al mismo nivel en las intrigas con los Lasombra. Es un personaje fascinante y con muchos secretos. Pero no hay que olvidarse que ella es del Sabbat, no deja de ser un monstruo.

Sascha Vykos
El Consejo de Guerra
El libro comienza con una asamblea del Sabbat para dilucidar el plan de acción en Atlanta, una ciudad históricamente de la Camarilla que se encuentra a punto para el asedio. En la reunión están los lideres o representantes de diferentes bandos del Sabbat: el líder (arzobispo) local, de ciudades cercanas, bandas nómadas buscando algo de acción y enviados del Viejo Mundo. Estos últimos no son muy bien recibidos por los Vástagos del Nuevo Mundo. La mayoría de los presentes son Lasombra, el clan más político del Sabbat, pero también están presentes algunos Tzimisce, poniendo nerviosos al resto de los participantes.
El primer día de reuniones el Arzobispo Polonia extrañamente no aparece. Es otra figura la que dirige las negociaciones. Una muy conocida por los latinoamericanos, y los argentinos en particular.

El venerable Lasombra
Todos los ojos se volvieron hacia Borges desde su primera palabra. El vampiro mantuvo su atención no con su mirada, sino con su sonrisa inmaculada y depredadora. Era como la cara de un viejo y querido mastín. La parte superior de aquel rostro estaba oculto en una sombra perpetua, que la luz no podía atravesar en ninguna dirección. Pero en la mitad inferior eran visibles las líneas de mejillas y mandíbula, que mostraban claramente el desgaste del tiempo.

Un vampiro viejo y ciego llamado Borges... ¿hay otro Borges? Debo decir que esta aparición me compró totalmente, aunque en este libro su importancia es relativamente menor y casi no aparece en la segunda parte. Como critica puedo decir que no actúa como yo imagino que actuaria Borges (podría equivocarme en esto) y me resulta extraño que un Vástago convertido hace tan poco tiempo (relativo) tenga tanto poder. Pero más allá de esto el personaje es interesante, su aspecto es intrigante, y espero que aparezca cuando le toque el turno a su clan: Lasombra.

La Danza del Fuego
Si en el tomo anterior de la saga yo aclaraba que estamos frente a literatura adulta, este libro lo confirma. No es para estómagos débiles. Hay sangre, desmembramiento, tortura (con un toque de abuso sexual) y mucha, mucha depravación. Es una violencia grafica pero no extrema. El nivel de descripción de esas escenas es el mismo que usaría George R. R. Martin. Pero obviamente aparece con más frecuencia en esta novela.
Buena parte del libro transcurre paralelamente al Libro de Clan Toreador, la anterior entrega de la saga. Algunas escenas se superponen (el ataque en la fiesta del museo) dando más detalles sobre lo sucedido durante y después del ataque.

Opinión
Si el lector busca algo al estilo Crepúsculo, mejor que salga corriendo. Este libro es bastante brutal, tal vez incomode a más de un lector. Pero vale la pena. Aquí los vampiros son verdaderos monstruos y vemos los acontecimientos desde su propia perspectiva. Hay algunos toques de humanidad pero el Caos domina esta novela. Tiene buen ritmo, genera suficiente empatía como para sufrir algunas escenas, pero al igual que el libro anterior no es del todo verdad que pueda leerse independientemente. Hay varias escenas que remiten a personajes o situaciones ajenas a la trama principal, que tienen que ver con la novela anterior o con las que vendrán. Me gusto más que su predecesor, eso seguro.


Puntaje:


Tal vez te interese:
Novela de Clan (1): Toreador

También podría interesarte:

2 comentarios

  1. me encanto esta saga, pero es un juego de rol.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Vampiro la Mascarada, lo he jugado. Sin embargo considero que no es necesario conocer el juego para disfrutar la saga. Las novelas son bastante explicativas y a lo sumo con leer unos minutos algún resumen sobre lo más básico alcanza.

      Eliminar